Tecme dejó de exportar respiradores para abastecer al sistema de salud argentino, a pesar del aumento de la demanda

Tecme, una PyME de Córdoba que fabrica respiradores, prevé abastecer municipios, provincias y a la Nación con 4.000 nuevos equipos en los próximos días. Para ello, dejó de exportar e incorporó a más trabajadores a la producción.

Una de las mayores preocupaciones que genera la pandemia de coronavirus es la posibilidad de que el crecimiento del número de contagiados de manera simultánea redunde en el colapso del sistema de salud a raíz de un número masivo de casos que imposibilite atender la demanda de la población. Ante esa posibilidad, que hoy parece lejana debido a la importancia de las medidas preventivas tomadas en el país, la empresa cordobesa Tecme, líder a nivel mundial en la fabricación de respiradores artificiales, frenó sus exportaciones a 50 países y aumentó un 300 por ciento su producción para atender la demanda local de instituciones privadas y hospitales públicos. Con estas medidas, la empresa prevé abastecer en los próximos días a municipios, provincias y a la Nación, además de instituciones privadas con unos 4.000 respiradores para salas de terapia intensiva.

En tanto, la producción podría acelerarse en caso de que continúe aumentando la demanda. Los equipos tienen un valor de mercado de unos USD 20.000, según el modelo, y requieren de personal entrenado que los maneje. La compañía, que pertenece a la familia Mañá, cuenta con una planta de producción en el área industrial de Córdoba y otra en Atlanta, Estados Unidos, además de oficinas comerciales en Buenos Aires.

Exporta el 80% de su producción, principalmente a Brasil, China y Alemania y destina el restante 20% al mercado nacional. Sin embargo, decidió dar un giro en su estrategia comercial para cubrir las necesidades del mercado local. “Asumimos el compromiso de darle máxima prioridad al mercado nacional, suspendiendo momentáneamente nuestras operaciones de exportación a los más de 50 países en los que estamos presentes”, señaló Patricio Keegan, gerente de Marketing de la compañía. “Somos el principal proveedor de respiradores en Argentina y sabemos que los mismos son dispositivos imprescindibles en la atención de los casos más complejos de pacientes afectados por el coronavirus, por eso tomamos esta decisión”, agregó.

“En el año 1966 el Dr. Ernesto P. Mañá (cirujano de tórax) y Luis R. Mañá (estudiante de Ingeniería), actuales presidente y vicepresidente, emprenden la investigación y desarrollo de respiradores mecánicos, con el objetivo de asistir la ventilación pulmonar de pacientes con distintos tipos de insuficiencia respiratoria”, describe la web de la empresa y un año después fabricaron los primeros respiradores en serie. Keegan afirmó que “toda la compañía está enfocada en la producción de respiradores, realizando horas extras y aumentando la producción un 300%. Nosotros podemos seguir escalando en la producción si la demanda lo requiere y nuestros proveedores nos acompañan”.

En ese sentido, señaló que una vez que la demanda sea satisfecha van a retomar las exportaciones. La mayor cantidad de respiradores son requeridos en la Ciudad de Buenos Aires, en Córdoba, Santa Fe y Mendoza. “Si bien este freno de las exportaciones nos trae problemas con clientes del exterior nosotros tenemos un compromiso con el país en medio de este brote de coronavirus”, destacó el directivo de la compañía cordobesa. Asimismo, desde la empresa señalaron que se encuentran trabajando de manera conjunta con gobiernos municipales, provinciales, organizaciones públicas y privadas y mantiene comunicación con el gobierno nacional para relevar la demanda de las distintas instituciones sanitarias y poder brindar soluciones en este contexto de emergencia.

You cannot copy content of this page